K-pop, dramas y comida picante

0
240

México, 19 feb (EFE News).- Bailes, gritos, conjuntos arriesgados y melenas coloridas se pueden ver cada fin de semana junto al Monumento a la Revolución de Ciudad de México, donde fanáticos del K-pop demuestran que la cultura mexicana y la de Corea del Sur no distan tanto la una de la otra.

Y son tanto las similitudes como las diferencias la que generan que tantos y tantos jóvenes del mundo, especialmente en Latinoamérica y todavía más en México, se sientan atraídos por la cultura coreana.

Los colores, el picante de los platos más famosos de ambos países o la idolatración hacia artistas y famosos de todo tipo son algunos de los puntos en común entre México y Corea, si bien el idioma es uno de los principales abismos.

“Hace un año y medio empecé a estudiar coreano simplemente porque me encanta cómo se escucha. (…) Creo que cuando aprendes un idioma estás inmerso en la cultura y comencé a interesarme también por la comida que también es picante”, explicó a Efe Galilea Casas, una joven de 21 años, en una fiesta de una revista sobre ese país.

Para ella, tanto las coincidencias como las diferencias hacen que la cultura coreana tenga cabida en méxico. “Aquí somos muy fiesteros y nos encanta convivir”, destacó.

Este género musical, el K-pop (abreviatura de “Korean popular music”), nació en la década de 1990 a partir de una iniciativa gubernamental y explotó a partir de 2012 con el abrumador éxito “Gangnam Style”, del rapero PSY (Park Sae-yang), que causó furor en redes sociales entre los milenials.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here