Las maldiciones deportivas que se rompieron en 2016… y las que permanecen

0
1331

Maldiciones, sequías prolongadas, ilusiones rotas y tristeza sistemática. A veces ser aficionado a un equipo deportivo es una prueba de paciencia y lealtad.

Pocas cosas generan tanta felicidad como ver a tu equipo campeón, pero millones de ellos, especialmente en Cleveland y Chicago, conocieron esa experiencia en este 2016. Claro que también hay quienes siguen suspirando y hacemos un recuento de estos extraños fenómenos.

Van en orden alfabético:

América de Cali: HAY AVANCE
Los “Diablos Rojos” colombianos han perdido cuatro Finales de la Copa Libertadores, algunas de maneras inverosímiles. Estamos lejos de sus mejores épocas, de hecho, descendieron y pasaron cinco años en la Primera B, división en la que recién se coronaron para volver a la máxima categoría.

Es cierto: falta mucho para volver a ganar una Libertadores, pero ya regresaron del infierno. Paradójicamente.

Argentina: EN VEREMOS
Poco que decir por ahora, habrá que esperar hasta Rusia 2018 para ver si se rompe la maldición de la Virgen de Punta Corral.

De momento, la Albiceleste marcha en el quinto lugar en la Eliminatoria de Conmebol, en el que, de terminar así, irían al Repechaje intercontinental contra el representante de Oceanía. No la están pasando muy bien que digamos.

Atlético de Madrid en Europa: PERMANECE
Por tercera ocasión, el Atlético de Madrid cayó en una Final de Liga de Campeones de Europa, y tal como ocurrió en 1974 y 2014, en este 2016 se quedó a la orilla por un pelo, al caer en penales ante el Real Madrid, mismo verdugo de hace dos años.

Cartaginés: PERMANECE
El Club Sport Cartaginés no ha ganado una liga de Costa Rica desde la temporada de 1940 y pese a que en el torneo Invierno 2016 fue competitivo y parecía meterse al cuadrangular final, quedó fuera en la última jornada con una derrota en casa ante el Santos, que le arrebató el último boleto para la siguiente fase.

Los “brumosos” llegaron por última vez a la Final en el Verano 2013 y no se les ha visto en la segunda ronda desde año y medio después. A esperar más tiempo.

Chicago Cubs: CONJURADA
Quizás la más grande maldición deportiva que se haya recordado fue conjurada de manera heróica. Los Cubs no jugaban una Serie Mundial desde 1945 y la ganaron por última vez en 1908. Hasta octubre y noviembre pasado.

Luego de ir abajo 3-1 ante los Cleveland Indians, se levantaron con tres victorias consecutivas, las últimas dos como visitantes. En el Juego 7 se impusieron 8-7 en 10 entradas, quizás el más grande partido en la historia de las Grandes Ligas.

Por cierto, los Indians llevan 68 años y contando sin un campeonato de las Mayores.

Ciudad de Cleveland: CONJURADA
Pese al dramático descalabro de los Indians, Cleveland vivió la alegría de ser campeón unos meses antes cuando los Cavaliers ganaron su primer título de la NBA, en la que puede ser considerada la más grande sorpresa jamás vista en las Finales.

Luego de ir abajo 3-1 ante los Golden State Warriors, que lograron el mejor récord en la historia de la liga en una temporada regular con 72-9, ganaron el quinto en casa y los siguientes dos en Oakland. LeBron James y compañía le dieron el primer campeonato de una liga deportiva profesional a su ciudad en 52 años.

El último título de la ciudad de Cleveland había sido de los Browns en 1964, antes de la era de los Super Bowls, a los que nunca se han presentado.

Tri en Columbus: CONJURADA
Dijo alguna vez Fernando Marcos que “cada vez que llamen a Guadalajara marquen dos cero, dos cero y dos cero”, en alusión a tres victorias que tuvo el América en la campaña 1959-60 a los tres clubes tapatíos de la época (Chivas, Atlas y Oro). Si a la frase le ponemos “Columbus” en lugar de “Guadalajara” y le aumentamos otro “dos cero”, lo adaptamos a la hegemonía que tenía Estados Unidos sobre México desde 2001.

Tenía. Porque el pasado 11 de noviembre, México acabó con ese patrón maldito y derrotó 2-1 al Team USA en el primer partido del Hexagonal rumbo a Rusia 2018. No more dos a cero.

Trébol de la MLS: PERMANECE
Nunca en los 20 años que tiene la máxima liga del fútbol estadounidense ha ganado las tres coronas domésticas: la US Open Cup y el Supporters’ Shield y la MLS Cup

Este año, el Dallas FC, uno de los clubes fundadores de la liga, se llevó los primeros dos, pero no pudo lograrlo también con el tercero, pues quedaron fuera en la Semifinal de la Conferencia Oeste a manos del Seattle Sounders, que a la postre se coronó campeón.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here