Vuelve el Global Cuba Fest de Miami con el jazz como acento de la diáspora

0
354

Miami, 5 mar (EFE).- El jazz domina un año más el encuentro Global Cuba Fest, que reúne en Miami a “los artistas cubanos más frescos y relevantes de la isla y su diáspora”, como el pianista Alfredo Rodríguez, encargado de abrir este sábado la “descarga”. 

Rodríguez y los también jazzistas Jorge Luis Pacheco (piano) y Carlos Averhoff Jr. (saxo) son las figuras principales del festival creado hace 15 años por FUNDarte y Miami Light Project y que este año se celebra del 5 al 12 de marzo.

Ambas organizaciones se unen cada año para presentar “una celebración de la cultura y los ritmos de Cuba”.

El evento abre este sábado en el anfiteatro North Beach Bandshell, de Miami Beach, con “Alfredo Rodríguez and Friends”, como puntualiza el propio pianista en una entrevista con Efe.

La “descarga” llamará a escena a famosos jazzistas como el bajista camerunés Richard Bona, el compositor y percusionista peruano-estadounidense Tony Succar, y el también percusionista cubano Pedrito Martínez.

“El programa es una mezcla de mis temas con la música cubana, con la que crecí; en todos mis discos siempre hay música cubana, desde (versiones de temas) como ‘Veinte años’, ‘Quizás, quizás, quizá’, el Chan chán, hasta la ‘Guantanamera’. Nosotros las transformamos en nuestras vidas”, dice Rodríguez, hijo del popular cantante cubano Alfredito (Alfredito) Rodríguez.

El pianista cubano, “descubierto” en 2006 por Quincy Jones en el festival de Montreux (Suiza), se siente “muy agradecido” de tener al gran músico estadounidense como “mentor” y productor de cinco de sus discos, pero afirma que “no ha sido mejor que tocar para la gente” que va a verlo en Miami.

“Soy muy terrenal en esas situaciones, soy muy agradecido, pero no te puedo decir que tocar para Quincy fue mejor que hacerlo para la gente que va a verme en Miami”, dice Rodríguez poco antes de abrir el Global Cuba Fest.

A sus 36 años, Rodríguez suele ser mencionado en publicaciones especializadas como “el pianista joven cubano más reconocido mundialmente”, alguien quien “en solo unos años pasó de ser un joven artista de la escena del jazz de La Habana a agotar las entradas del Carnegie Hall” de Nueva York, en diciembre pasado.

“SI ESTO SE LLAMA JAZZ, ENHORABUENA”

A la pregunta de Efe sobre por qué el jazz ha sido un denominador común en la historia de este festival, Ever Chávez, director ejecutivo de FUNDarte, responde que “siempre son los artistas, para ellos no es jazz lo que hacen, sino su música, que es espontánea”.

“Curamos el festival a partir de los proyectos nuevos y de artistas que no se han presentado en Miami”, añade.

Chávez cree que el “virtuosismo que manejan (estos artistas) por las escuelas de arte de donde provienen” ha sido clave en su camino en el jazz como género musical.

La noche de cierre del festival será el sábado 12 marzo con un concierto doble protagonizado por el también pianista y jazzista Jorge Luis Pacheco y el saxofonista Carlos Averhoff Jr.

Pacheco, que vive en Alemania y al igual que Alfredo Rodríguez es un furibundo seguidor del jazzista estadounidense Keith Jarrett (“Si no soy un músico de jazz todo el tiempo, al menos he sido informado de lo que hago por el jazz”, cita a Jarret en su web personal), tendrá como invitada a la cantante afrocubana de jazz y soul Daymé Arocena, entre otros músicos.

Por su parte, Averhoff, hijo del reconocido saxofonista Carlos Averhoff, fallecido en Miami en 2016, presentará su nuevo álbum “Together”, un homenaje a su padre, quien fue miembro de la mítica banda cubana de latinjazz Irakere, dirigida por Chucho Valdés.

Averhoff Jr., nominado al Grammy por su colaboración en el disco “Buena Vista Social Club presenta a Omara Portuondo” (2000), estará en el escenario del Miami Dade County Auditorium junto a las leyendas del jazz latino Harold López-Nussa, Brian Lynch, Nestor Torres, Maggie Marquez y Ahmed Barroso.

“Queremos mostrar en Miami el gran arte de la música cubana, tanto de la isla como de la diáspora, cómo se han mezclado estos artistas con otras culturas, y si eso se llama jazz, pues enhorabuena”, comenta Chávez.

“Tenemos esa diáspora tan grande que confluye en esto que hemos logrado hace 15 años en Miami, una plataforma para estar tranquilos y disfrutar del talento cubano sin accidentes”, redondeó el organizador desde 2008 del Global Cuba Fest.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here