El Programa de Prevención de Desalojos y Asistencia de Alquiler del condado de King ha distribuido $46.3 millones hasta el momento; para mantener a más de 4,600 hogares alojados de forma segura

0
436

RESUMEN

El condado de King ha distribuido más de $46 millones en asistencia para el alquiler, incluyendo los $7.7 millones de la semana pasada, y se encuentra colaborando con propietarios locales y socios comunitarios para simplificar y mejorar el Programa de Prevención de Desalojos y Asistencia de Alquiler (EPRAP, por sus siglas en inglés), brindando apoyo financiero y estabilidad a miles de hogares a través de la región.

Si está inscrito en el programa, la ayuda viene en camino. Siga en el programa y permanezca en su casa. Estar en el programa lo protege del desalojo. 

La inscripción sigue abierta. Es fácil y las organizaciones comunitarias están listas para ayudarlo con su solicitud. Los inquilinos pueden presentar su solicitud en línea ya sea en inglés o en español en https://rent-help.kingcounty.gov, o llamar al 206-477-1331 y presionar 2 para ingresar a la ayuda en español.

HISTORIA

En las últimas semanas, el condado de King ha simplificado y mejorado su Programa de Prevención de Desalojos y Asistencia de Alquiler (sitio web solo en inglés), aumentando los pagos que evitarán la falta de vivienda y mantendrán a los residentes del condado de King seguros en sus hogares. El número de hogares que reciben pagos de alquiler aumentó por cuarta semana consecutiva, pagando $7.7 millones la semana pasada y alcanzando un total de $46.3 millones en pagos durante 2021. Los $7.7 millones de dólares en pagos efectuados la semana pasada son hasta ahora la mayor cantidad procesada en una sola semana. Se le ha pagado el alquiler a un total de 4,656 inquilinos, y más de 14,172 inquilinos tienen solicitudes en trámite. El condado de King también ha lanzado un nuevo programa que está diseñado para intervenir en los procedimientos de desalojo. Los pagos de este año se suman a los más de $37 millones distribuidos en 2020.

“El condado de King está comprometido a apoyar a los inquilinos y propietarios locales por igual para superar las dificultades financieras de esta persistente pandemia”, dijo el ejecutivo del condado de King, Dow Constantino. “Nos movilizamos con urgencia para implementar nuevas reglas federales y reasignamos a docenas de empleados para procesar una avalancha de solicitudes. Hoy en día, nuestras asociaciones comunitarias son sólidas, nuestro sistema de datos está funcionando bien y nuestro equipo está obteniendo millones de dólares semanalmente para estabilizar tanto a los arrendadores como a los inquilinos en todo el condado”.

Cambios en el programa que aceleran los pagos

Cuando la Tesorería de los Estados Unidos emitió una nueva guía sobre los requisitos del programa a finales de agosto, el condado de King actuó de inmediato para implementar los cambios, simplificando y agilizando los procesos de solicitud, aprobación y pago para EPRAP. Los cambios incluyeron:

  • Los inquilinos ahora pueden dar fe de su elegibilidad para el programa en relación con los ingresos, los impactos por el COVID y la inestabilidad de la vivienda.
  • Los arrendadores ahora pueden dar fe de si mismos en cuanto a registros de contabilidad y arrendamientos.
  • Los arrendadores que participan en el Programa de Arrendadores pueden solicitar un pago por adelantado de hasta el 50 por ciento del monto total estimado de la deuda mientras se procesan las solicitudes de sus inquilinos. Esta oportunidad se ofreció a 351 arrendadores; de los cuales 148 solicitaron un pago por adelantado y de estos, 79 arrendadores ya han recibido pagos por adelantado, lo que representa a más de 344 propietarios.

“Los proveedores de vivienda han trabajado arduamente para satisfacer las necesidades de los residentes que lucharon por pagar sus costos de vivienda”, dijo Brett Waller, director de Asuntos Gubernamentales de la Asociación de Vivienda Multifamiliar de Washington. “Agradecemos los esfuerzos del condado en adoptar rápidamente la guía de la Tesorería para acelerar la entrega de asistencia de alquiler que tanto necesitan los inquilinos y proveedores de vivienda. La incorporación de estos cambios ha tenido un impacto significativo al garantizar que los recursos disponibles se utilicen para ayudar a los proveedores de vivienda a cubrir sus gastos operativos”.

Con un mayor número de personal, el condado de King puede ahora ofrecer capacitación y asistencia técnica tanto a arrendadores como a inquilinos, para explicar los cambios y solucionar cualquier problema. El personal del condado está colaborando estrechamente con más de 40 organizaciones comunitarias contratadas que trabajan todos los días para ayudar a las personas a llenar sus solicitudes. Los aumentos semanales en los pagos procesados a través del sistema de datos de EPRAP durante las últimas cuatro semanas, reflejan directamente estos esfuerzos. Se espera que la tasa actual, el ritmo de procesamiento y el gasto de las solicitudes nuevas y pendientes continúen creciendo hasta octubre. El condado de King no anticipa ninguna pérdida de fondos a través de la reasignación o redistribución según las pautas emitidas por la Tesorería de los Estados Unidos el 4 de octubre del 2021. 

Activación del nuevo contrato de prevención de desalojos

Asistir con los pagos a los hogares que son elegibles para el pago de alquiler es la mitad del esfuerzo para mantener la estabilidad de la vivienda a la sombra de la pandemia de COVID. EPRAP ahora incluye una herramienta adicional para prevenir el desalojo: financiar el Proyecto de Justicia de Vivienda y los Centros de Resolución de Disputas para brindar asistencia legal y poder detener los desalojos a causa de la falta de pago del alquiler. Se ha comprometido un total de $24 millones para intervenir en caso de que un inquilino elegible para EPRAP enfrente un proceso de desalojo. Puede que sea posible obtener más fondos dependiendo de la necesidad y la manera en que sean utilizados.   

“A pesar de las protecciones vigentes, los inquilinos de todo el país enfrentan el desalojo”, dijo Edmund Witter, abogado gerente del Proyecto de Justicia de Vivienda. “Este contrato nos permitirá proporcionar a los residentes del condado de King la ayuda legal que necesitan para permanecer en sus hogares mientras se recuperan de la crisis económica causada por la pandemia. Como resultado, anticipamos que podremos prevenir la falta de vivienda para miles de hogares”.

El sistema de datos del condado permite que el programa opere a una escala a la par con los niveles históricos de necesidades y recursos

Con nuevos sistemas, personal y asociaciones, el condado de King ahora cuenta con la capacidad para proporcionar asistencia para el alquiler a una escala sin precedentes. Un elemento central es el nuevo sistema de datos seguro que el condado desarrolla en asociación con Grant Care. El nuevo sistema de datos respalda cada paso del programa mientras se adhiere a las reglas de elegibilidad y al cumplimiento de las normas establecidas por el Gobierno Federal. El front-end del portal permite a los inquilinos y arrendadores preinscribirse para recibir asistencia y llenar sus solicitudes. El sistema back-end utilizado por el personal del condado y el personal de proveedores contratados, coordina los flujos de trabajo, rastrea las comunicaciones, administra una variedad de documentos y formularios, calcula la elegibilidad de asistencia y envía los pagos para su revisión y aprobación. El costo del sistema de datos es de aproximadamente $800,000, menos del 0.05% del presupuesto del programa. El condado de King y Grant Care ahora se centran en mejorar la experiencia del usuario en el sistema de datos para permitir que la velocidad de procesamiento continúe aumentando.

Del total pagado hasta la fecha este año, $11.9 millones se han pagaron en asistencia de alquiler entre enero y junio del 2021. El condado de King comenzó a distribuir los $123 millones actualmente disponibles, a mediados de julio y anticipa que la mayor parte de esos fondos se gastarán para fines de octubre de 2021. El condado de King estima que podría recibir alrededor de $177 millones más, en fondos para la Ley del Plan de Rescate Estadounidense (ARPA, por sus siglas en inglés) a finales de este otoño, lo que permitiría que la ayuda continúe en 2022. Con todos los futuros fondos disponibles y proyectados, el EPRAP del condado de King podría ayudar a hasta 35,000 hogares de bajos ingresos. Si bien el ayudar a 35,000 inquilinos no presenta precedentes, el condado de King estima que el número de hogares que necesitan asistencia para el alquiler aún puede exceder a los recursos disponibles.

Los arrendadores que participen podrán recibir hasta nueve meses de alquiler atrasado y tres meses por adelantado por cada inquilino que sea elegible. Los arrendadores tendrán que estar de acuerdo en renunciar a cualquier cargo adicional que pueda adeudarse, a no aplicar nuevos cargos por pago atrasado, o a cambios adicionales durante los meses cubiertos, de igual manera deberán de estar de acuerdo en no aumentar el alquiler durante al menos seis meses después de que finalice el período de pago. Estas estipulaciones no eliminan el derecho del propietario a desalojar a los inquilinos donde exista una causa justa.

La inscripción está abierta

Se alienta a los hogares en todo el condado de King cuyos ingresos sean iguales o inferiores al 50 por ciento del ingreso medio del área y que se hayan retrasado en el alquiler debido al desempleo, la pérdida de salarios o por la crisis de salud debido a la pandemia de COVID-19, a que presenten su solicitud. Los inquilinos también pueden ir directamente a la página de registro disponible en inglés y español en https://rent-help.kingcounty.gov, ollamar al 206-477-1331 y presionar 2 para ingresar a la ayuda en español.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here