Esquiador estadounidense pondera abrir puertas a boricuas en Juegos Invierno

0
683

San Juan, 3 mar (EFE).- Tras representar a Puerto Rico en los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang, el esquiador de origen estadounidense Charles Flaherty aseguró a Efe que seguirá compitiendo por la isla a nivel internacional, con la intención de abrirle paso a más deportistas locales en eventos invernales.
Y es que según contó a Efe Flaherty, de 17 años, su propósito principal en el Yongpyong Alpine Centre en Pyeongchang, Corea del Sur, fue al menos terminar cada una de las pruebas que tuvo en la modalidad de eslalon gigante, la cual culminó en el puesto 73 de 110 competidores.
La competencia la ganó el austríaco Marcel Hirscher, seguido del noruego Henrik Kristoffersen y el francés Alexis Pinturault.
“Solo quería terminar y ser competitivo. No pensaba ganar, sino solo anhelaba disfrutarme la experiencia”, sostuvo este joven esquiador en una entrevista en la Casa Olímpica en San Juan, donde ubica la sede del Comité Olímpico de Puerto Rico.
Pese a que Puerto Rico es una isla caribeña y la nieve es nula para que Flaherty se pudiera desarrollar en el esquí alpino, éste pudo estar en los Juegos de Pyeongchang porque cumplió con una de las condiciones olímpicas de haber residido al menos tres años en el país de representación.
Por ello, Flaherty lleva más de cuatro años entrenándose en diferentes partes de Estados Unidos y compitiendo en las nevadas montañas de Colorado, Minesota o Utah.
A pesar de esto, muchos puertorriqueños describieron como “inaudita” la participación de Flaherty pese a que en la isla no se practica es esquí, pero otros aplaudieron la voluntad del joven y representar a Puerto Rico en un momento en el que el territorio caribeño se recupera poco a poco del devastador huracán María.
“Esto es nuevo para muchos, por lo que les quiero presentar la experiencia. Es una gran oportunidad, y hay atletas que quieren representar y quiero abrirles las puertas a ellos. Me siento muy agradecido de todos los que me apoyan”, enfatizó Flaherty.
Entre esos posibles futuros deportistas que representen a Puerto Rico en los próximos Juegos Olímpicos, está el hermano menor de Flaherty, de 13 años, y otra muchacha residente en el estado de Florida en la modalidad de patinaje de velocidad sobre hielo.
Flaherty reside en Puerto Rico desde 2009, cuando su padre, el empresario millonario Dennis Flaherty, decidió mudarse a la isla para aprovecharse de la Ley 22, que ofrece la exención total para dividendos, intereses y ganancia de capital a nuevos inversores que se instalen aquí al menos 183 días al año.
“Puerto Rico ha sido mi casa por los pasados siete años. Me siento feliz aquí. Y después de entrenar varios meses en Estados Unidos, regreso contento para estar rodeado de mis amigos”, afirmó Flaherty, quien se destaca en sus estudios en línea con un promedio excelente de 4.0 puntos.
Flaherty contó además que cada vez que en Pyeongchang alguien le preguntaba de dónde provenía y decía “Puerto Rico”, muchos de ellos desconocían donde ubicaba la isla, aunque otros aseguraban de su existencia, por lo que le preguntaban sobre el proceso de restauración tras el paso del huracán María.
“Otros miraban la bandera y la equivocaban con Cuba o Chile. Luego de contarles, les interesaba saber de nosotros”, sostuvo Flaherty, quien admitió que entre las cosas que más se disfrutó de Corea del Sur fue la comida.
Y no solo Flaherty causó sensación en estos pasados Juegos por ser el único puertorriqueños en competir, sino que la isla también se destacó en la música, pues en la competencia de patinaje artístico, cuando la pareja surcoreana de Yura Min y Alexander Gamelin utilizó “Despacito” en una de sus presentaciones.
“Cuando más joven los miraba por televisión, por lo que no sabía qué esperar de los Juegos. Fui con mi mente bien abierta y sobrepasó todas mis expectativas y sueños”, aseguró.
“Me sentí bien siendo la única persona de aquí en participar y fue emocionante ser el representante de todo Puerto Rico”, agregó Flaherty, quien dijo que su plan académico será estudiar Ciencia y convertirse en ingeniero aeroespacial.
Con Flaherty en Pyeongchang, fue la séptima ocasión en que Puerto Rico envía a al menos un deportista a unos Juegos Olímpicos de Invierno, desde Sarajevo 1984 y continuó así por seis ediciones corridas hasta Salt Lake City 2002.
Sin embargo, en esa edición de 2002, Puerto Rico, representado por un equipo de bobsleigh fue retirado por problemas de ciudadanía deportiva puertorriqueña.
Puerto Rico, a pesar de ser un Estado Libre Asociado de Estados Unidos, goza de su propia soberanía deportiva olímpica, la cual estrenó en Londres en 1948, cuando aún la isla no contaba con su estatus político actual.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here