Red Bull delante de Ferrari y Alonso pide ser alternativa en Baréin

0
988
EFE/EPA/Ali Haider

Redacción deportes, 4 mar (EFE).- El neerlandés Max Verstappen (Red Bull), que aspira a lograr un tercer título seguido, saldrá desde la ‘pole’ este domingo en el Gran Premio de Baréin, el primero del Mundial de F1, que se disputa en el circuito de Sakhir, donde su compañero mexicano Sergio Pérez arrancará junto a él desde la primera fila; y los españoles Carlos Sainz (Ferrari) y Fernando Alonso (Aston Martin) lo harán desde la cuarta y la quinta plaza, respectivamente.
Verstappen, de 25 años, logró la vigésima segunda ‘pole’ de su carrera en la Fórmula Uno. Cubrió la pista de las afueras de Manama, la capital del archipiélago arábigo, con una décima de ventaja sobre ‘Checo’, que arrancará junto a él desde la primera fila; en una calificación en la que sólo Alonso se atrevió a cuestionar el ‘status quo’ de la pasada temporada: Red Bull por delante de Ferrari y el doble campeón mundial asturiano entre éstos y los dos Mercedes.
El equipo austriaco, que defiende ambos títulos, el de pilotos y el de constructores, arrancará justo delante de los dos pilotos de la ‘Scuderia’, que capturó los dos subcampeonatos en 2022. Y Alonso confirmó que, a los 41 años, puede disfrutar a tope su segunda juventud deportiva, en una nueva escudería que parece haber fabricado el coche que más ha avanzado con respecto a la pasada temporada.
Aston Martin era el séptimo equipo al final de 2022, y este sábado se coló por delante de los dos Mercedes.
El inglés George Russell saldrá sexto, al lado de Alonso, desde la tercera fila; justo por detrás del monegasco Charles Leclerc -tercero- y de Carlos; y por delante del otro Mercedes, el del séptuple campeón mundial británico Lewis Hamilton, que arrancará séptimo, desde la cuarta y junto al nuevo compañero del astro astur, el canadiense Lance Stroll, que se perdió los test de pretemporada -la semana pasada y en esta misma pista- a causa de una lesión derivada de una caída en bicicleta.
Alonso, que logró tres de sus 32 victorias en este circuito (en 2005 y 2006, los años de sus títulos, con Renault); y en 2010, en su primera carrera con Ferrari), confirmó que ni la pretemporada fue un espejismo, ni lo fue su mejor crono de la jornada de entrenamientos libres del viernes.
Este sábado volvió a encabezar la tabla de tiempos en el tercer y último ensayo, de nuevo por delante de los Red Bull. Con Leclerc, quinto, justo detrás de Hamilton; y Sainz, de menos a más durante todo el fin de semana, marcando el octavo tiempo.
La calificación volvió a colocar relativamente las cosas en su sitio, pero Alonso -“ver para creer”, declaró sonriente, tras la sesión que ordenó la parrilla de salida de la primera carrera del curso- se marchó “muy” contento al hotel;. En espera de poder pescar en río revuelto este domingo en Sakhir; una pista en la que Sainz apunta al podio y en la que ‘Checo’, si le dejan, intentará evitar que el gran favorito, Verstappen, que el año pasado revalidó título fumándose un puro, sume su trigésima sexta victoria en la categoría reina.
El francés Pierre Gasly cayó a las primeras de cambio en su debut con Alpine, junto a los tres pilotos oficiales debutantes -el estadounidense Logan Sargeant (Williams), el australiano Oscar Piastri (McLaren) y el neerlandés Nyck De Vries (Alpha Tauri)-; en una primera ronda en la que Sainz marcó el mejor tiempo, con 64 milésimas sobre Russell.
La ronda estuvo interrumpida durante unos minutos, con bandera roja, para retirar de pista los desperfectos que había dejado en la misma el Ferrari de Leclerc, que acabaría marcando el tercer parcial, por delante de Alonso y Stroll, cuarto y quinto en la Q1; en la que los Red Bull aún no habían enseñado los colmillos: con Verstappen séptimo y ‘Checo’ noveno.
La escudería austriaca empezó a asomarse en la Q2, en la que cayeron el finlandés Valtteri Bottas (Alfa Romeo) y el inglés Lando Norris (McLaren); y en la que ‘Mad Max’ acabó segundo, a dos décimas de Leclerc. Con los Mercedes advirtiendo que no estaban tan lejos como querían simular las jornadas previas; y Sainz quinto, por delante de Fernando y de ‘Checo’.
Y cuando huele sangre, Verstappen se lanza. La joven estrella neerlandesa no falló en el momento decisivo. Y ‘Checo’, a una sola décima, confirmó que Red Bull sigue siendo el equipo a batir.
Leclerc, ganador hace un año en Sakhir -donde lideró un ‘doblete’ Ferrari junto a su compañero español- se guardó un juego de neumáticos para la carrera y se conformó con la tercera plaza.
Sainz optó por un perfil bajo: “cuarto no es lo ideal, pero dadas las circunstancias, no está mal”, comentó el hijo del doble campeón mundial español de rallys de idéntico nombre.
Y Alonso demostró que soñar, esta vez, no parece de locos. Con las muñecas dañadas y medio cojo, su compañero Stroll pilotó el Aston Martin hasta la octava plaza de la formación de salida.
El francés Esteban Ocon (Alpine) y el alemán Nico Hülkenberg (Haas), que concluyeron noveno y décimo, saldrán desde la quinta fila de parrilla de la primera carrera del año; prevista a 57 vueltas, para completar un recorrido de 308,2 kilómetros. En la noche del desierto bareiní; que promete emociones fuertes.
Adrian R. Huber

Deja un mensaje /Leave a Reply