El programa Aprender a Volver (Learn to Return)

0
235

Con las fiestas de fin de año que se avecinan, así como la llegada de los deportes de invierno bajo techo, es posible que veamos un aumento en los casos de COVID-19 entre los niños. A finales de octubre, casi 6,3 millones de niños (solo en inglés) en los EE. UU., habían dado positivo con el COVID-19 en algún momento durante la pandemia.

Hacerse la prueba del COVID-19 es importante para todos los niños, especialmente para aquellos que no están vacunados todavía. Las pruebas son una forma comprobada de frenar la propagación del COVID-19 y mantener las escuelas de Washington abiertas para el aprendizaje de manera presencial.

Es por eso que nos asociamos con una organización sin fines de lucro llamada Health Commons Project y la Oficina del Superintendente de Instrucción Pública de Washington, (OSPI). Y esos esfuerzos realmente dieron frutos. Nuestro programa Aprender a Volver (Learn to Return) facilita que las escuelas de todo el estado realicen las pruebas del COVID-19 en las propias escuelas.

Esto es lo que debe saber sobre el programa.

¿Qué es el programa Aprender a Volver?

Aprender a Volver (Learn to Return) ayuda a las escuelas a dar pruebas diagnósticas y de detección gratuitas y fáciles del COVID-19 (solo en inglés) para los estudiantes. Más de 480 escuelas y distritos escolares en el estado de Washington ya se inscribieron en el programa. Esto incluye escuelas públicas, privadas, independientes y tribales.

¿Por qué es importante realizar pruebas del COVID-19 en las escuelas?

Las pruebas ayudan a proteger a los niños, los maestros y el personal de nuestras escuelas. Ayuda a mantener las escuelas abiertas para el aprendizaje en persona y permite que se continúen practicando los deportes y otras actividades. Pero lo más importante es que ayuda a detener la propagación del COVID-19. Y con las pruebas en las escuelas usted puede sentirse mejor sabiendo que usted está protegiendo a su hijo y a quienes lo rodean.

¿Es un requisito que mi hijo se haga la prueba?

No. La participación en el programa Aprender a Volver es completamente voluntaria. Los estudiantes pueden participar en las pruebas en la escuela si esta las ofrece.

Los estudiantes no vacunados deben ser evaluados regularmente para participar en deportes escolares y ciertas actividades extracurriculares. Para obtener más información, consulte nuestros Requisitos de la escuela K-12 sobre COVID-19 (solo en inglés).

¿Existe algún costo para realizarse la prueba?

No hay ningún costo para su familia o su escuela, incluso si no tiene seguro médico. Los fondos federales cubren el costo de las pruebas.

¿Pueden los padres hacerse la prueba del COVID-19 en la escuela de sus hijos?

Los padres, tutores y otros miembros de la familia que viven con un estudiante que estuvo expuesto de contraer el virus, pueden hacerse la prueba. Es mejor consultar con la escuela de su hijo para ver si esta es una opción.

¿Qué tipo de pruebas se ofrecen?

Se ofrecen múltiples opciones de pruebas (solo en inglés), incluidas las pruebas rápidas de antígeno, PCR y pruebas agrupadas. Todas las pruebas a través del programa Learn to Return usan hisopos nasales poco profundopara recolectar muestras. Estas pruebas son rápidas y el malestar pasa rápido.

En la mayoría de los casos, las muestras son recolectadas por la persona que está siendo analizada bajo la supervisión de un observador. Para obtener más información sobre las pruebas, consulte las preguntas frecuentes (solo en inglés) sobre las pruebas del COVID-19.

¿Se protegerá la privacidad de mi hijo si se le hace la prueba?

Sí. No es diferente a hacerse la prueba en el consultorio de su médico. Toda la información médica se mantiene privada y está protegida bajo regulaciones federales de HIPAA (solo en inglés).

¿Qué sucede si mi hijo u otro niño da positivo en la prueba del COVID-19?

Algunos administradores y personal de la escuela de su hijo (como los coordinadores del COVID-19) recibirán una alerta si hay un resultado positivo en la prueba. Ellos iniciarán los procedimientos de rastreo de contactos y mitigación de brotes en la escuela de su hijo. Para obtener más información sobre los resultados positivos y negativos de las pruebas, visite la página de preguntas frecuentes (solo en inglés).

¿Cómo puedo saber si mi escuela participa en el programa Aprender a Volver?

Comuníquese con la escuela de su hijo para averiguar si es parte del programa. Si es así, pregunte sobre el proceso para inscribir a su hijo.

Mi escuela no participa en Aprender a Volver, ¿Qué puedo hacer?

Hay muchas otras opciones gratuitas de prueba del COVID-19 disponibles para su familia:

  • Visite uno de los muchos sitios comunitarios, clínicas locales, farmacias y sitios de prueba desde el vehículo en Washington. Llame al 2–1–1 para encontrar un centro de pruebas cerca de usted o visite doh.wa.gov/testing.
  • Si no puede hacerse la prueba en la escuela o con un proveedor de atención médica, considere usar una prueba en casa. Estos kits de prueba de auto-recolección están disponibles en farmacias y algunas tiendas minoristas. Algunos pueden requerir una receta médica.

Se ha comprobado que los programas de pruebas en las escuelas ayudan a identificar infecciones y a detener la propagación de COVID-19.

Combinado con vacunas y otras medidas de seguridad, nuestras escuelas ahora pueden ayudar a reducir la propagación del COVID-19 en nuestras comunidades. Esto mantiene a nuestros niños en las escuelas para que puedan aprender y participar en sus actividades favoritas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here