Familiares piden al ICE liberar a inmigrante con graves problemas de salud

0
313

Nueva York, 24 feb (EFE News).- Una familia latina está pidiendo la inmediata liberación de su padre de un centro de detención del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) en Nueva York, porque afronta problemas cardiacos y tuvo que ser internado el martes de urgencia en un hospital.

Edward Alonso Castillo fue detenido el pasado 28 de febrero cuando se dirigía a su trabajo, un negocio familiar que atiende junto a su pareja Rocío, en Long Island, y su condición se ha deteriorado bajo la custodia del ICE, indica un comunicado conjunto de Se Hace Camino Nueva York y la familia del inmigrante.

La organización ha presentado recursos legales solicitando que Alonso sea puesto en libertad y se suspenda su deportación.

Alonso, cuyos tres hijos nacieron en Estados Unidos, tiene antecedentes de accidente cerebrovascular, usa un monitor cardiaco y ha estado experimentando fuertes dolores de cabeza y otros síntomas alarmantes durante su detención.

Una revisión médica reciente de sus registros concluyó que el hombre tiene un alto riesgo de complicaciones de salud, como otro derrame cerebral, coágulos de sangre e incluso la muerte, señala el comunicado. También tiene un alto riesgo de sufrir graves complicaciones por la covid-19 debido a sus condiciones subyacentes.

De acuerdo con Se Hace Camino Nueva York, un médico concluyó que no ha recibido la atención especializada que necesita en el centro de detención, por lo que debe ser excarcelado.

“Cada día que Alonso pasa detenido pone su vida en mayor riesgo. Durante el último mes, hemos estado preocupados por su salud y queremos que regrese a casa donde pertenece para que pueda recibir la atención médica que necesita con urgencia”, indicó su vez Rocío.

Durante la crisis por la pandemia, Alonso y Rocío donaron alimentos de su negocio, Babylon Bagel, a hospitales y trabajadores esenciales en Long Island y repartieron comida en calles a otros inmigrantes que, al igual que ellos, no calificaban para recibir ayuda federal.

Se Hace Camino Nueva York destacó además que pese a la moratoria en las deportaciones emitida por la nueva Administración del presidente Joe Biden, el ICE y el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) “continúan aterrorizando, deteniendo e intentando deportar a inmigrantes como Alonso”.

La orden ejecutiva de Biden del pasado enero que detenía las deportaciones durante 100 días fue bloqueada poco después por un juez de Texas tras ser impugnada por el fiscal general de ese estado.

La organización proinmigrante destacó además que Alonso no entra en ninguna de las categorías prioritarias para ser deportado, “pero el ICE aún no lo ha liberado ni le ha concedido una suspensión de expulsión”.

Se refirió a las nuevas pautas que regirán las detenciones y deportaciones prioritarias, que excluyen a inmigrantes con cargos menores como conducir en estado de ebriedad y pone énfasis en quienes puedan representar una amenaza a la seguridad nacional, los que hayan cruzado recientemente la frontera o que hayan cumplido cárcel por delitos graves.

“Estamos profundamente preocupados de que una vez que salga del hospital y regrese a la cárcel del condado de Orange, su salud se deteriorará aun más”, advirtió la abogada de Se Hace Camino Nueva York a cargo del caso, Jackie Pearce.

Destacó que según las pautas recientemente emitidas por el ICE, “Alonso no es una prioridad para la detención o expulsión. Se le debe permitir que se reúna con su familia para que pueda buscar atención médica sin la amenaza de una deportación inminente”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here