Crean fondo para agricultores con inseguridad alimentaria en Florida

0
296

Miami, 9 jul (EFE News).- La comisionada de agricultura de Florida, Nikki Fried, anunció este jueves la creación de un fondo de ayuda de 100.000 dólares en colaboración con la fundación de la cadena de supermercados Walmart, una medida que busca “paliar la inseguridad alimentaria en las comunidades rurales del estado”.

“A pesar de que Florida cultiva más de 300 productos básicos y suficientes productos frescos para alimentar a 150 millones de estadounidenses, casi 3 millones de floridanos sufren de inseguridad alimentaria, incluidos 85.000 niños, y esto fue antes de la crisis de salud pública y económica del COVID-19”, indicó Fried en una conferencia de prensa.

Junto con la población anciana y las personas de los centros de detención y los centros penitenciarios, las comunidades rurales de Florida son uno de los grupos más afectados por la pandemia del coronavirus.

Lugares muy centrados en la agricultura como Immokalee (suroeste de Florida), una localidad que según los últimos datos del censo contaba con una población de poco más de 24.000 habitantes, acumula ya hasta 1.648 personas infectadas por el virus.

La comisionada argumentó que este tipo de ayudas que engloban al sector público y privado servirán para “combatir la hambruna crónica que persiste en estas comunidades” y ayudará a los “agricultores y a las familias necesitadas”.

El dinero se destinará a seis bancos de alimentos para que mejoren sus infraestructuras como su capacidad de guardar y servir comida, así como entrenamientos con especialistas en nutrición del sistema público.

Además, el programa también contará con la participación del Centro para la Excelencia y Conservación Sostenible de la Agricultura (CSAEC, en inglés) que proporcionará cajas de comida para la población y que ya ha repartido más de 80.000 libras (más de 36.000 kilos) de productos frescos durante la pandemia.

La rueda de prensa virtual contó con la participación de varios de los bancos de comida galardonados con esta ayuda, así como con la profesora de la Universidad de Florida Karla Shelnutt, quien aseguró que la COVID-19 ha desembocado “en un aumento significativo en el desempleo en Florida, y ha llevado a que más y más familias visiten bancos de alimentos”.

“Muchos de estos programas no han podido satisfacer este aumento de la demanda. Esta iniciativa de subvención tendrá un gran impacto en varios bancos de alimentos para obtener la infraestructura necesaria para ayudar a aumentar su capacidad de servicio”, añadió.

Según el Departamento de Trabajo federal un total de 67.070 personas solicitaron la ayuda al desempleo esta semana en Florida, lo que supone una pequeña disminución respecto a las cifras de la semana pasada, cuando se alcanzaron los 84.370.

El desempleo en Florida durante el mes de mayo fue de más del 14 % de la población activa.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here