ONU-Hábitat promueve tecnología de vanguardia para la gestión de residuos

0
70

Nueva York, 11 oct, (Notipress).- El Programa de Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (ONU-Hábitat) busca promover el uso de tecnologías innovadoras y vanguardistas para combatir los problemas de gestión de residuos en las ciudades alrededor del mundo hasta lograr convertir los desechos en riquezas.

Según el último informe del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PMUNA), emitido en 2015, en el mundo se producen entre 7 mil y 10 mil millones de toneladas de residuos cada año, incluyendo desechos sólidos municipales, comerciales, industriales, de construcción y de demolición.

Las innovaciones tecnológicas como los polímeros sostenibles, inteligencia artificial, nanotecnología, análisis de big data, impresión 3D, entre otras, pueden aportar soluciones baratas, rápidas y fáciles para la resolución de problemas urbanos cotidianos, por ejemplo la gestión de residuos. Asimismo, utilizarse como aliados para el desarrollo sostenible de las ciudades, asegura el programa de la ONU.

Nanotecnología en el tratamiento de desechos, crear desechos reciclables, la impresión 3D para generar menos desperdicio durante los procesos de producción, aplicaciones y plataformas logísticas para recuperar y gestionar los residuos, así como contenedores con inteligencia artificial que ayuden en su clasificación son solo algunos ejemplos expuestos por ONU-Hábitat de cómo se puede aplicar la tecnología innovadora.

A nivel mundial, una tercera parte de los desechos sólidos carece de control en su manejo, tan solo una quinta parte entra en algún proceso de reciclaje o compostaje y el 80% de las aguas residuales son vertidas en alguna vía pluvial, según datos del informe de las Naciones Unidas sobre el desarrollo de los recursos hídricos en el mundo 2017.

Para lograr una adecuada gestión de los desechos, ONU-Hábitat menciona que se deben aplicar sobre ellos las “5R“: repensarrechazarreducirreutilizar y reciclar; estrategia que podría no solo resolver el problema de residuos sino ayudar en la creación de empleos, el crecimiento económico y el cuidado del medio ambiente y la salud.

Una de las principales dificultades que se enfrenta en las ciudades es la falta de datos estadísticos sobre el tratamiento y gestión de los residuos, pues no saber cuánta basura se genera, se recoge, se recicla o qué destino final se le da, dificulta la creación de estrategias y programas adecuados para cada caso en particular.

Justo en esa problemática es dónde el programa de Naciones Unidas considera que el uso de las tecnologías de vanguardia también tiene un papel fundamental para lograr la creación de un sistema integrado de gestión urbana que incluya las “5R” y se complemente con datos de otros rubros de carácter urbano, como la salud pública, para su análisis.

ONU-Hábitat continúa impulsando su misión de controlar el manejo de los residuos en el mundo a través de campañas como Waste Wise Cities, lanzada en 2018, que invita a gobiernos locales a trabajar por un mejor tratamiento de residuos basado en la innovación, con la meta de alcanzar una economía circular en ambientes urbanos inclusivos, sostenibles, resilientes, seguros e inteligentes.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here