Sí queremos cambios, cambiemos nosotros primero.

0
1130

Por Horacio Ahumada:

Estoy por cumplir la mayoría de edad residiendo en los Estados Unidos y en los primeros tres meses intente comenzar un programa radial en la ciudad de Granger, Washington con una promesa comercial buena.  Sin embargo, la radio no fue abierta a mi persona con el argumento que no era una radio comercial. Sin embargo, debo de estar agradecido hasta el cielo con el señor Antonio Balderas (QEPD), quien con su programa matutino de Radio Cadena, me abrió la primera puerta aquí en este país con una llamada de 5 minutos cada lunes para comentar la principal noticia del día a los hispanos del Valle de Yakima.

Realmente ahí se originó Comentando las Noticias con Horacio Ahumada, y me di cuenta que necesitamos líderes serios de opinión. El liderazgo de opinión indispensable en un país que alberga a más de cincuenta millones de personas hispanoparlantes, que necesitamos de verdaderos guías de información y opinión tan necesaria para el desarrollo civil y económico de cada uno de nosotros.

Así como lo digo en el título de la presente, si queremos cambios, cambiemos primero.

Lo positivo de Donald Trump para nosotros los hispanos es que logró, con su actuar en contra de nosotros, un interés más intenso en la política estadounidense. De lo contrario estaríamos siendo otra vez manipulados por políticos que no nos quieren y por comunicadores que solamente tienen un interés en sus niveles de audiencia y un egoísmo personal en triunfar sin importarles verdaderamente el desarrollo de nuestra gente en este país.

“Si queremos cambiar, cambiemos primero”; la verdad es que lo que no nos permite cambiar muchas veces son las raíces del lado malo; raíces de conformismo, raíces de no creer en nosotros mismos ni en nuestro futuro. Y dije si “queremos”, no debe de ser necesariamente cambiar al ciento por ciento en un solo momento. Bien podría ser cambiar una hora de las 24 que tenemos cada día.  Una hora para informarnos ya sea escuchando o leyendo noticias verdaderas que nos indiquen nuestra manera de pensar o nos ayuden a cambiar nuestros pensamientos en mejoramiento personal y familiar.

Respeto la manera de pensar, los gustos, las costumbres, las culturas, y nuestra manera de ser como raza hispana, pero lo que no acepto es que sigamos a “pseudo” lideres que nos mantienen atorados, engañados en que somos lo mejor, lo máximo con frases de triunfo siendo que la realidad es otra, manipulándonos a través de sus palabras convencedoras.

Lo peor de todo es que existen medios hispanos que siguen negando abrirle las puertas a programas que buscan los mejores objetivos y futuro para nosotros.

Como lo mencioné en un principio ya son casi 18 años que he visto cambios, pero muy lentos, y esa lentitud no ayuda a los rápidos cambios que ya escuchamos en contra de nosotros que ya estamos viendo y sintiendo.

Debemos hacer el cambio primero con nosotros mismos; qué tal si empezamos con el 5% no importa que sigamos con el 95%; iremos mejorando poco a poco… les recuerdo que somos más de 50 millones, pero si seguimos sin avanzar o mejorar, entonces no contamos a si seamos 50 millones. GRACIAS.

SHARE
Previous articleESTÁS DESPEDIDO!
Next articleCASI LA GUERRA

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here