Trump y Cosby: ¿qué tienen en común?

0
648

Por Gustavo A. Montoya

Esta similitud de adivinanza me hace recordar de un chiste: “¿en qué se parece una multa y el impuesto?  -En que la multa es un impuesto por hacer algo malo; el impuesto es una multa por hacer algo bueno”.  Entonces, ¿qué tiene que ver Donald Trump con Bill Cosby?  En que Trump le dió consejo a Cosby que estaba siendo mal aconsejado, y Cosby ahora puede aconsejar a Trump.  Pero poniendo el chiste de lado entre Cosby y Trump el parecido es que ambos tienen seguidores que sufren de disonancia cognitiva.

La “disonancia cognitiva” es la tensión o conflicto interno de creencias y es perfectamente relevante hoy.  En el caso de Cosby, el Juez declaró el juicio anulado debido a que el jurado no pudo llegar a decidir si el famoso y amado actor de 79 años es culpable o no a los cargos de asalto sexual.  Y la única realidad es que la decisión está en la ambivalencia de un juicio público fuera de la corte, en donde todos los simpatizantes sufren de un conflicto moral interno en su mente o su corazón. El Show de Cosby en los 70’s se hizo favorito a nivel casi mundial, donde el estereotipo negativo del afroamericano en Estados Unidos había sido rescatado por la imagen de un show exitoso que promovía la estabilidad de una familia.  Bill Cosby era el centro del show y la audiencia pudo escapar de una realidad que hoy todavía continua en la comunidad afroamericana.  Culpable o no, tenemos que llegar a la conclusión que no podemos sufrir de conflicto moral.  Llega un momento en donde se debe partir de lo que fue, y declarar la rectitud moral de una realidad que no se puede defender.

En el caso del Presidente Trump, el conflicto reside en los  simpatizantes políticos republicanos respecto a la investigación sobre los nexos de individuos en su campaña presidencial y la influencia rusa durante las elecciones presidenciales 2016; Se agrega la posible obstrucción a la justicia en el evidente comportamiento del Presidente, quien despidió radicalmente al director del FBI que estaba liderando la investigación de Rusia y la campaña electoral Trump 2016. Muchos de sus simpatizantes políticos sugieren que Trump deje que la investigación continúe por su bien, el de la Casa Blanca y el país, pero Trump continua renuente frente a esta nube oscura con sus “tweets”.  Aquí el caso de disonancia cognitiva es porque los Republicanos son conservadores y tienden a ser cautos, prudentes, y manejan con inteligencia su acciones legislativas que van con sus ideas políticas.  El centro del conflicto está en que Trump corrió y ganó como Republicano, pero él no es por definición conservador.  ¿Hasta qué punto el partido Republicano continúa apoyando a Trump por seguir la agenda de la reforma de salud y la reforma tributaria?  Culpable o no, sus simpatizantes tendrán que romper en algún momento el conflicto moral y parar de defender lo indefendible.

 

SHARE
Previous articleNADA CONCRETO CON TRUMP
Next articleELECTRIC WALL

Deja un mensaje /Leave a Reply